Publicado: Martes 20/09/2016

La UE declara ilegal la legislación laboral española y obliga a indemnizar igual a trabajadores temporales y fijos ante el despido

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha emitido una sentencia histórica con la que declara ilegal la legislación española en materia de indemnización por extinción del contrato de los trabajadores temporales, que en nuestro país suman ya casi cuatro millones.

trabajo-temporalCon su sentencia del 14 de septiembre, la Justicia europea obliga a España a no discriminar en las indemnizaciones por despido a trabajadores fijos y temporales, de forma que ambas categorías de asalariados deberán recibir una compensación económica de 20 días por año trabajado.

La sentencia exige a los tribunales españoles que reconozcan a ambos tipos de empleados por igual, mientras que la norma vigente en España hasta ahora estipula que los trabajadores temporales deben ser indemnizados solo con entre 8 y 12 días de sueldo por año de servicio, o nada en el caso de que sean interinos.

“El mero hecho de que este trabajador haya prestado sus servicios en virtud de un contrato de interinidad no puede constituir una razón objetiva que permita justificar la negativa a que dicho trabajador tenga derecho a la mencionada indemnización”, sostiene el fallo de la corte europea.

La sentencia, que no admite apelación, da la razón a una trabajadora del Ministerio de Defensa, Ana de Diego Porras, y concluye que la interpretación jurídica de las indemnizaciones a los interinos es aplicable también a los temporales.

“Por lo que respecta a las condiciones de trabajo, no podrá tratarse a los trabajadores con un contrato de duración determinada de una manera menos favorable que a los trabajadores fijos comparables por el mero hecho de tener un contrato de duración determinada, a menos que se justifique un trato diferente por razones objetivas”, dice el fallo.

Los magistrados europeos consideran que la legislación española se opone a la cláusula 4 del Acuerdo marco sobre el trabajo de duración determinada, que figura en el anexo de una Directiva de 1999 sobre el trabajo de duración determinada.

Ello es así porque, señalan, deniega cualquier indemnización por finalización de contrato al trabajador con contrato de interinidad, mientras que permite la concesión de tal indemnización, en particular, a los trabajadores fijos comparables.

El mero hecho de que este trabajador haya prestado sus servicios en virtud de un contrato de interinidad no puede constituir una razón objetiva que permita justificar la negativa a que dicho trabajador tenga derecho a la mencionada indemnización, dice el fallo.

Enormes repercusiones

Según el sindicato CCOO, el pronunciamiento judicial tiene “enormes repercusiones en nuestro sistema de relaciones laborales”, ya que “se elimina la enorme distorsión que viene generando nuestra legislación laboral, que de forma tradicional se fundamenta en la absoluta desprotección de los trabajadores temporales ante el despido”.

La medida no solo se aplica a los contratos temporales vigentes o futuros sino que se extiende a aquellos que se han extinguido en un plazo máximo de un año antes de la sentencia de la UE. Para CCOO, no es necesaria ninguna reforma legal para que los tribunales españoles puedan reconocer en el curso de un proceso laboral el abono de una indemnización de 20 días de salario por año trabajado por extinción de contrato.

(Postdigital/Agencias)


Close
Síguenos para estar informado
Por culpa de la nueva ley de propiedad intelectual y el cierre de Google News, forzado por los grandes medios de AEDE, es mucho mas difícil encontrarnos en google, síguenos en Twitter y Facebook para estar al tanto de nuestras publicaciones. Gracias.

Twitter

Facebook

Google+

Búsqueda personalizada