Publicado: Miércoles 15/02/2017

4 empresarios españoles detenidos por tener trabajadores sin contrato a los que maltrataban físicamente

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la localidad de Librilla a cuatro personas, regentes de una explotación agrícola y ganadera por delito contra los derechos de los trabajadores y contra la integridad moral por acoso en el ámbito laboral, sobre trabajadores extranjeros en situación irregular.

Según informan fuentes policiales, las investigaciones se iniciaron a primeros de año, a través de los contactos habituales que la Inspección de Trabajo y Seguridad Social de la Región, realiza la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de la Policía Nacional, con el fin de constatar las condiciones higiénico/sanitarias y laborales en las que se estaría trabajando en una explotación agrícola/ganadera, situada en la localidad de Librilla; teniéndose conocimiento de que se estaría empleando a trabajadores inmigrantes en situación irregular.

La CEOE exige facilitar más los contratos a tiempo parcial y aumentar las horas extraTras las primeras comprobaciones, por parte de los agentes actuantes, se inició una investigación y se pudo comprobar que los trabajadores estaban siendo sometidos a condiciones abusivas en materia laboral aprovechándose de la situación de irregularidad de todos ellos.

Los trabajadores, al encontrarse en situación irregular, carecían de contrato laboral y por consiguiente no estaban dados de alta en la Seguridad Social. Las jornadas eran abusivas, 15 horas diarias, por un salario de 40 euros la jornada y en unas pésimas condiciones higiénico/sanitarias, realizando su labor de recolección de frutas junto a ganadería en estado de descomposición. Además no se les facilitaba herramientas de trabajo por lo que se las tenían que procurar ellos mismos.

Fruto de todas estas irregularidades y de la falta de formación se ha materializado en numerosos accidentes laborales, como cortes, aplastamientos de falange e incluso la caída de un trabajador, desde un tejado, cuando se encontraba arreglándolo careciendo de ningún tipo de seguridad, ni de sujeción, según indican las mismas fuentes en comunicado de prensa.

DESPIDIERON UN TRABAJADOR POR SOLICITAR UNA MASCARILLA PARA FUMIGAR

Añaden que los accidentes laborales que sufrían los empleados eran mitigados y ocultados por los investigados, conscientes de la ilicitud de su conducta, coaccionando a los trabajadores para que mintieran en los centros de salud donde eran atendidos. Incluso llegaron a despedir a un empleado, responsable de la fumigación, cuando protestó reclamando una mascarilla, tras sufrir dolores de cabeza y diarreas al finalizar su jornada laboral.

Así como que los investigados conscientes de la situación de vulnerabilidad y necesidad de las víctimas, eran sometidas a continuos insultos y vejaciones, éstas últimas, llegaban a traducirse en agresiones físicas como empujones o golpes.

Los detenidos son cuatro varones, españoles, de edades comprendidas entre los 20 y 52 años de edad.

Este operativo ha sido llevado a cabo por la Unidad contra la Redes de Inmigración ilegal y falsedad documental (UCRIF) de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de la Jefatura Superior de Policía de la Región de Murcia, contando con la asistencia de la Unidad de Prevención y Reacción de la misma Jefatura y la colaboración de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social de Murcia.

(Agencias)


Close
Síguenos para estar informado
Por culpa de la nueva ley de propiedad intelectual y el cierre de Google News, forzado por los grandes medios de AEDE, es mucho mas difícil encontrarnos en google, síguenos en Twitter y Facebook para estar al tanto de nuestras publicaciones. Gracias.

Twitter

Facebook

Google+

Búsqueda personalizada