Publicado: Domingo 26/02/2017

Repaso al 25F: miles de personas retoman las Marchas de la Dignidad en ciudades de toda España en defensa de las pensiones públicas

Retomando las consigna “Pan, trabajo, techo y dignidad”, las Marchas de la Dignidad han vuelto a salir este sábado en numerosas ciudades españolas con el propósito de “retomar la lucha y volver a la calle” para reivindicar unas pensiones públicas dignas, la derogación de la reforma laboral o la amnistía para las personas encarceladas por ejercer su derecho a protestar.

Estas movilizaciones forman parte del calendario de protestas que las Marchas han acordado a nivel estatal y que culminará con una gran Marcha a Madrid desde todos los lugares del Estado el 27 de mayo.

Las marchas han tenido presencia en Madrid, Barcelona, Valencia, Zaragoza, Pamplona, Murcia, Gijón, Girona, Figueras, A Coruña, Vigo, Alicante, Elche, Ciudad Real, Valladolid, León y Burgos.

Madrid

En Madrid, la manifestación que ha recorrido la calle Atocha para finalizar en la Puerta del Sol, se ha puesto especial acento en el rechazo al Pacto de Toledo y la exigencia por unas pensiones dignas garantizadas por los Presupuestos Generales del Estado con una pensión mínima de 1.080 euros al mes en 14 pagas.

También la defensa de los servicios públicos ha tenido un lugar destacado, y especial atención ha recibido la presencia de la portavoz de las mujeres que se encuentran en huelga de hambre en la emblemática plaza de Sol para exigir al Gobierno medidas inmediatas con la violencia machista “que baña las calles de sangre de mujeres y niños”, según ha expresado la portavoz de las huelguistas, Gloria Vázquez, que se ha sumado a la marcha.

Recuperar la lucha en la calle también ha sido uno de los mensajes más importantes de las marchas. “Queremos alertar acerca de la necesidad de retomar la lucha y volver a la calle. De hecho las Marchas de la Dignidad tienen como método de trabajo intentar unificar las luchas, aquí gente de la lucha contra los desahucios, en defensa de la sanidad pública, sindicatos contra las reformas laborales o la Coordinadora de Pensionistas”, ha expresado la exdiputada Ángeles Maestro, miembro de la cabecera de la marcha.

Durante el transcurso, que se ha desarrollado con normalidad, Maestro ha dicho también que la Marcha de la Dignidad pone de relieve algo “indispensable” en los tiempos que “se avecinan”: “Retomar la lucha en las calles, barrios, pueblos, en los centros de trabajo y en los de estudio”.

“Y, sobre todo, las Marchas de la Dignidad plantean con mucha fuerza que todo lo que reivindicamos es imposible si se paga la deuda, si se cumplen los objetivos de déficit marcados por la Unión Europea y por la Zona Euro. No se puede hacer, como está planteando esa izquierda que nosotros calificamos de débil que está en el Parlamento, después de lo que pasó en Grecia, el pago de la deuda”, ha añadido Maestro.

También ha habido palabras para el rapero Valtonyc, condenado esta semana a tres años y medio de prisión por una letra contra la monarquía “en la misma semana que Urdangarin y la infanta han sido absueltos”, ha afirmado el portavoz de la Plataforma para la libertad de los artistas, que ha expresado: “Estamos cansados de que hablen de terrorismo por hacer canciones, terrorismo es el machismo o los desahucios, no cantar contra este Estado”.

 

Barcelona

Miles de personas se han manifestado también en Barcelona por las calles del centro de la ciudad para denunciar el alto índice de pobreza y exigir que se garantice trabajo, vivienda y recursos energéticos a todos los ciudadanos. La marcha se ha iniciado en la plaza Sant Jaume de Barcelona, sede de la Generalitat y del Ayuntamiento, y ha avanzado por las calles del centro de la ciudad hasta la sede de la compañía eléctrica Endesa, en las inmediaciones del Arco de Triunfo, donde se ha recordado a la anciana que murió en su vivienda víctima de la pobreza energética.

Tras una pancarta central con el lema “Nuestras pensiones son su negocio”, los manifestantes han coreado consignas contra el Gobierno de Mariano Rajoy, contra la Monarquía y contra las compañías eléctricas. El manifiesto de la marcha denuncia que España es el segundo país de la Unión Europea con más desigualdades sociales y alerta de que en Cataluña el riesgo de pobreza alcanza al 25% de los ciudadanos, mientras el paro afecta a medio millón de personas, muchas de ellas sin ninguna prestación social.

“El miedo, la resignación, la pasividad no conquistaron nunca ningún derecho”, reza el manifiesto, que anima a “salir a la calle a recuperar los derechos perdidos, trabajos y salarios dignos, pensiones públicas y servicios públicos dignos”.

También ha tenido una participación especial el colectivo de estibadores del Puerto de Barcelona, en pie de guerra contra el Gobierno español en estos momentos tras la aprobación del decreto Ley de reforma de la estiba.

Valencia

Valencia también ha acogido la manifestación de las Marchas de la Dignidad, con una cabecera de lema “No más cortes de luz. Pensiones públicas y dignas” que ha arrancado a mediodía de la plaza de San Agustín. Con esta protesta, tal y como ha explicado el portavoz de la coordinadora en Valencia, José García, se pretende “concienciar no solo a los que están jubilados, sino a los futuros”, porque de lo que se trata es la reforma de las pensiones que estudia el Gobierno no pase “desapercibida” como la de 2011.

Durante el recorrido han escuchado pitos y cánticos de los manifestantes como “Montoro, ladrón devuelve la pensión”, “las pensiones no se tocan” y “estos ladrones, nos roban las pensiones”. Algunos manifestantes llevaban colgados carteles en los que se leían lemas como “la lucha por las pensiones en una lucha contra la desigualdad social”, “salvemos las pensiones públicas”, “detengamos la privatización de las pensiones” o “estudiante, trabajador estamos luchando por tus pensiones”.

“Volvemos a las calles para exigir la derogación de las reformas de las pensiones impuestas por los partidos del régimen monárquico, por el PSOE en el 2011 y por el PP en el 2013, y para defender el sistema público de pensiones”, han reivindicado en el manifiesto.

Zaragoza

Bajo el lema “Las pensiones son un derecho, no un negocio”, la manifestación en Zaragoza ha discurrido desde la Glorieta Sasera hasta la plaza del Pilar, en la que han participado más de 2.000 personas.

David Ubico, uno de los portavoces de la convocatoria, ha expresado que la marcha ha partido en “defensa de las pensiones como elemento fundamental de la vida de la gente” y ha criticado la reciente propuesta del gobernador del Banco de España, Luis María Linde, que la edad de jubilación se eleve más allá de los 67 años incluso hasta los 70.

También ha habido críticas para el planteamiento de una privatización de las pensiones: “En una situación en la que los salarios se están precarizando cada vez más no tiene ninguna lógica que hagamos seguros privados, cuando se pasa el mes por supervivencia”, ha señalado Ubico.

Burgos

En Burgos han sido cientos de personas las que han respondido a esta convocatoria con el lema “Pan, Trabajo y Techo”, y en la que sus manifestantes han denunciado las políticas del PP y el PSOE porque, según han exclamado, “operan como un cáncer que destruye las condiciones de trabajo y vida”.

Reformas laborales, recortes en pensiones, repago farmacéutico, desahucios, destrucción de los servicios públicos o la “escandalosa” subida de la luz han sonado en la manifestación en la que se ha pedido un sistema de pensiones garantizado por ley en los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

A Coruña

Unas mil personas se han congregado este domingo por la mañana en los jardines de Méndez Núñez, en A Coruña, adonde han llegado tras recorrer varias calles de la ciudad en la Marcha de la Dignidad bajo la consigna de “Pan, trabajo y techo” y en defensa de unas pensiones dignas.

 

Entre sus demandas figura también la amnistía y la libertad para las personas encarceladas, procesadas o despedidas de sus empleos por ejercer su derecho a protestar. En el caso de A Coruña han participado, además, distintos dirigentes de En Marea y de las formaciones que la integran, tanto en Galicia como en Madrid, como el portavoz en el Parlamento gallego, Luís Villares, o la diputada en el Congreso Yolanda Díaz, entre otros.

Santiago Lamelo, integrante de la Marea Atlántica de A Coruña y uno de los promotores de la concentración en la ciudad, ha comentado a los periodistas que el resultado de la marcha ha sido “satisfactorio” porque, en su opinión, cientos de personas han salido a la calle a título personal a defender el Estado de Derecho. También han acudido a la concentración representantes de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de las ciudades de Vigo y Tui, así como integrantes de la Confederación General del Trabajo (CGT).

Las Marchas de la Dignidad recibieron la semana pasada el apoyo de los plenos municipales de Santiago de Compostela y A Coruña, criticando el llamado “robo de la hucha de las pensiones” y reclamando la “revalorización de las pensiones sea automática para no sufrir pérdida adquisitiva”, como señalaba el comunicado emitido por los organizadores.

Murcia

Las Marchas de la Dignidad también volvieron este sábado a las calles de Murcia para exigir “el derecho fundamental a una pensión digna”, un trabajo estable, la derogación de la reforma laboral y con una protesta especial en esta ciudad contra la corrupción, dado el escándalo generado en los últimos días con la imputación del presidente de la Comunidad y la no renovación del fiscal que llevaba el caso y que llegó a declarar en una entrevista en la SER que había recibido intimidaciones por su trabajo.

Lemas como “Pedro Antonio Sánchez expulsión por la bochornosa imagen de la región” han podido escucharse durante la protesta en Murcia. (Postdigital/Agencias)


Marchas de la Dignidad_25F


Búsqueda personalizada