Aznar huye a Marbella por la crisis bursátil y del coronavirus parapetándose en su mansión

El expresidente del Gobierno José María Aznar ha huído del coronavirus en su chalé de Marbella durante la crisis sanitaria y búrsatil . El político se ha trasladado hasta la lujosa urbanización de Guadalmina, una de las más cotizadas de la ciudad, donde tiene su casa de vacaciones, e la que se ha parapetado rodeado por sus escoltas. Aznar ha llegado junto a su esposa, la exalcaldesa de Madrid, Ana Botella, para instalarse en el chalé, vigilado a todas horas por un coche de la policía, un vehículo con una patrulla de agentes está en la puerta las 24 horas, completando al servicio de escolta que ya tiene por sí asignado el expresidente

El expresidente se encuentra en Marbella desde el pasado jueves y este viernes se le ha podido ver cuando salía a pasear a su perro en compañía de Ana Botella y de al menos dos miembros de su escolta. A esa hora, sobre las siete y media de la tarde, el vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, y el consejero de Salud, Jesús Aguirre, comparecían para recomendar a los ciudadanos andaluces y a quienes habían llegado desde otras comunidades que permanecieran en sus viviendas y sólo las abandonaran en caso de que fuera estrictamente necesario.