Aguirre animaba a los consejeros a contratar empresas de la Púnica

El exconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid Manuel Lamela ha situado hoy a los expresidententes regionales Esperanza Aguirre e Ignacio González en una reunión celebrada en 2004 en la que presuntamente se invitó a los consejeros de aquella época a contratar a empresas investigadas en el caso Púnica empleadas para el presunto desvío de dinero de fondos públicos, han informado fuentes jurídicas.


Lamela y el exconsejero Juan José Güemes han comparecido esta lunes en calidad de investigados ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón en la pieza en la que se investiga la presunta financiación ilegal del PP de Madrid. Se les acusa de malversación de caudales públicos, falsificación de documentos, fraude, tráfico de influencias, prevaricación y delito electoral.


Los interrogatorios se han centrado en indagar sobre cómo funcionaba una cláusula de un 1 por ciento que se debía incluir en los pliegos de licitación de obras por la que se obligaba a cada contratista a abonarla en concepto de publicidad, un mecanismo –según el juez– establecido para el presunto desvío de fondos al Partido Popular.

En su declaración, según las mismas fuentes, Lamela ha ratificado las manifestaciones que efectuó en junio de 2017 ante la Guardia Civil en la que afirmó que Aguirre estuvo presente en una reunión de 2004 en la que se dieron «instrucciones precisas» para contratar a la empresa Over Marketing.


También asistieron al encuentro los exconsejeros y expresidente regional Francisco Granados e Ignacio González. Lamela ha relatado ante el juez que al inicio de la entonces legislatura se celebró un encuentro interno de trabajo donde se les presentó el logo ‘Madrid la Suma de Todos’.

A la reunión asistieron los consejeros de la Comunidad de Madrid de aquella época, la entonces presidenta, la dirección general de medios y el empresario Daniel Horario Mercado. En el encuentro, se habría «invitado» a los consejeros a que se incluyera a Over Marketing y a Daniel Horacio en el conjunto de posibles empresas para ser contratadas.


Asimismo, el exconsejero madrileño habría indicado ante el magistrado que los encargados de las licitaciones era presuntamente el exconsejero Alberto López Viejo, quien cumple prisión por el caso Gürtel, y la entonces directora de Comunicación.