Luz al final del túnel: estas son las cuatro fases del desconfinamiento paulatino hasta la «nueva normalidad» a final de junio

La población española ha comenzado a ver la luz al final del túnel en la tarde de este martes, cuando el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comparecido para explicar el plan de desconfinamiento o desescalada que ya tiene fechas correspondientes a cuatro fases, al final de las cuales comenzará lo que se ha llamado “nueva normalidad”, prevista para finales de junio si todo va bien.

La desescalada, que se inicia ya, será gradual, asimétrica y coordinada, y la unidad de acción será la provincia o las islas. Es decir, que no entrarán en vigor estas cuatro fases por igual en todas las provincias y probablemente no se avanzará al mismo ritmo en toda España, ya que el paso de una fase a la siguiente dependerá de la situación de la pandemia en cada unidad de acción.

A lo largo de todas las fases, que tendrán una duración de quince días cada una –coincidiendo con el periodo máximo de incubación de la covid-19–, las medidas de higiene continúan vigentes con el uso recomendado de mascarilla, lavado de manos y/o uso de gel hidroalcohólico y distancia social adecuada.

«Estaremos en la nueva normalidad si la epidemia está controlada en todos y cada uno de los territorios», ha advertido el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tras el Consejo de Ministros de este martes, que prevé que el desconfinamiento durará como mínimo seis semanas y como máximo ocho.

Durante las fases 0 y 1, no se podrá hacer visitas ni reunirse con familiares o amigos con los que no se esté conviviendo ya.

FASE 0: Preparación

La primera fase, la Fase 0, es la actual, ha explicado Sánchez, que arrancó el pasado domingo cuando se permitió el paseo a los menores, permitido para los adultos a partir de este sábado día 2 de mayo, que podrán salir a airearse con las personas con las que conviven o hacer deporte de manera individual.

A partir del 4 de mayo y dentro aún de esta fase, se va a permitir la apertura de locales con actividades individuales y cita previa. Sánchez ha puesto como ejemplo la apertura de restaurantes con servicio de comida para llevar a domicilio. Pero el servicio deberá prestarse con la máxima protección.

También se abrirán lugares de entrenamiento de deportistas profesionales y se intensificará la preparación de lugares públicos para la siguiente fase mediante la señalización y la toma de medidas para asegurar la protección de trabajadores y usuarios.

Se mantiene el teletrabajo preferente en las empresas y puestos donde sea posible, con escalonamiento en la entrada y la salida de los centros donde no sea posible.

Cuatro islas de Baleares y Canarias entran directamente en la Fase 1 el día 4 de mayo: Formentera, El Hierro, La Graciosa y La Gomera, debido a la poca incidencia de la enfermedad en estos territorios.

FASE 1: Inicial

A partir del 11 de mayo, en cada provincia o isla y siempre bajo estrictas medidas de seguridad, podrá abrir el pequeño comercio pero no los grandes centros comerciales. Se incluirá un horario «preferente» para las personas mayores, por su seguridad ya que son el grupo más vulnerable.

Las terrazas de bares y restaurantes podrán abrir al 30% de su capacidad, así como los hoteles y alojamientos rurales, pero con los espacios comunes cerrados. Si el ayuntamiento corresponde decide ampliar la superficie destinada a terraza, los locales podrán ver incrementado el número de mesas manteniendo la distancia, siempre que también se pueda incrementar el espacio peatonal en ese mismo tramo de vía pública.

Si así lo considera el ayuntamiento correspondiente, podrán reiniciar su actividad los mercadillos callejeros, siempre con condiciones de distanciamiento entre puestos y con solo el 25% de los puestos habituales.

Los actos culturales y espectáculos al aire libre estarán permitidos siempre que sea sentado, manteniendo la distancia y con menos de 200 personas.

También volverán en esta fase actividades pesqueras y agroalimentarias, con algunas restricciones, y los lugares de culto como iglesias y mezquitas, pero con aforo limitado a un tercio, al igual que en los centros de alto rendimiento deportivo.

FASE 2: Intermedia

A partir del 25 de mayo en las provincias en las que todo haya ido bien, se permitirá abrir también los espacios interiores de los locales de restauración a un tercio máximo del aforo y medidas de sanidad y seguridad como separaciones para los clientes.

Se abrirán los centros comerciales pero con prohibición de permanecer en zonas comunes o áreas recreativas y el aforo estará limitado al 40% con garantía de al menos 2 metros de distancia entre clientes.

Abrirán los centros educativos y de formación como autoescuelas y academias, siempre con las medidas de distanciamiento, higiene y protección oportunas.

Se reanudará también la caza y la pesca recreativas, la actividad de cines y teatros con aforos limitados a un tercio de su capacidad y distanciamiento, con butacas preasignadas; se podrán celebrar actos culturales con menos de 50 personas en interior y al aire libre si suman menos de 400 personas, y los lugares de culto podrán acoger a la mitad de su capacidad.

Además, se podrán visitar monumentos, salas de exposiciones y acudir a conferencias siempre con el aforo máximo de un tercio.

Aunque el curso escolar comenzará en septiembre, se prevén algunas excepciones para el uso de los centros educativos, como las actividades de refuerzo, garantizar que los menores de 6 años puedan acudir a los centros si trabajan ambos padres porque no se podrán quedar con los abuelos y la celebración de la EVAU (Evaluación para el Acceso a la Universidad).

Los viajes a segundas residencias estarán permitidos siempre que sean dentro de la misma provincia.

FASE 3: Avanzada

A partir del 8 de junio si todo avanza según lo esperado y no se dan repuntes de incidencia del coronavirus, se flexibilizará la movilidad general dentro de la misma provincia o isla, siempre con el uso recomendado de mascarillas, y se ampliará la ocupación de espacios, como el comercio, por ejemplo, que podrá tener un aforo limitado al 50%.

Del mismo modo, los bares y restaurantes también subirán su aforo al 50%, donde ya se permitirá a clientes de pie con una distancia mínima de 1,5 metros. Las terrazas también podrán estar ya al 50% y las playas entrarán en uso con condiciones de seguridad y distanciamiento.

Los espectáculos al aire libre podrán albergar a 800 personas (sentadas y con distanciamiento) y las actividades culturales que tuvieran 1/3 del aforo durante la Fase 2 podrán pasar ya 1/2 del aforo.

Comenzará la incorporación presencial a las empresas para la actividad laboral con medidas de seguridad y garantías de conciliación, y se levanta la prohibición de utilización de las zonas comunes de los centros comerciales, aunque con un aforo al 50% y manteniendo las distancias de dos metros.

Los mercados al aire libre también podrán incrementar su actividad hasta el 50% de los puestos con las distancias adecuadas y la separación de dos metros entre personas.

Según este plan, el 22 de junio sería el final de estas cuatro fases y entraríamos en la “nueva normalidad”, momento a partir del cual se permitirían los viajes interprovinciales para poder visitar a amigos o familiares.

Para llevar a cabo todo este programa de desescalada, Pedro Sánchez ha anunciado que pedirá en el Congreso una nueva prórroga del estado de alarma para otros 15 días y que entrará en vigor cuando concluya la actual el próximo 10 de mayo. No obstante, no ha aclarado si solicitará sucesivas prórrogas hasta finales de junio.

Así, quincenalmente, Sanidad evaluará el cumplimiento de los marcadores y se decidirá el avance hacia las siguientes fases o no.

[Este es el documento oficial con el cuadro por sectores para las cuatro fases previsto por el Gobierno]