Hospital La Paz: Estas son las fotos de la miseria de la sanidad pública que no quieren que veas

La penosa situación a la que ha llegado la sanidad pública con los recortes nos deja escenas hospitalarias lamentables que han acabado con la paciencia de los profesionales sanitarios del Hospital de La Paz, que están denunciando las carencias y las condiciones inhumanas en las que se atiende a los pacientes en el hospital público con imágenes escandalosas que publican en la red social Twitter a través de la cuenta @Urgenciaslapaz, administrada por personal del servicio de Urgencias de este hospital “en lucha por unas condiciones dignas para pacientes, familiares y trabajadores”, según indica el perfil.

>

>

>

El extremo al que han llegado las condiciones de la sanidad pública llevó al sindicato SATSE de enfermería a emitir un durísimo comunicado hace unos días para exigir a la Administración de Cristina Cifuentes un Plan de Urgencias específico tras pasar un fin de semana “caótico” con la “saturación” del servicio.

“La situación no es ocasional sino que lleva años repitiéndose, ya que periódicamente el Servicio de Urgencias se colapsa. Los profesionales de la Urgencia se ven desbordados para poder atender a la población que demanda atención y el Servicio se satura”, denunciaban en el comunicado, en el que afirmaban que hay “boxes (espacios donde se atiende a los pacientes) con dos o tres veces los pacientes que deberían”.

Pero más allá de que este compromiso por parte de la Consejería se convierta finalmente en una realidad y se den más contrataciones estables de profesionales de Enfermería, las condiciones físicas del hospital siguen siendo miserables, por lo que el sindicato CSIT-UP también ha iniciado una campaña de recogida de firmas para, además de incrementar la plantilla sanitaria –no solo en Enfermería sino en Auxiliares y celadores–, la Administración sanitaria atienda a “un incremento y mejora de los recursos materiales”.

Este sindicato denuncia “la ausencia de aparataje de electromedicina, el agua corriente de color marrón, las instalaciones obsoletas con la promesa de obras de rehabilitación que nunca llegan y, sobre todo, la saturación de camas, camillas y sillones”. Señalan también que “el cuñero de la Sala 1 está estropeado desde septiembre y hay una gran carencia de espacio, falta de personal, tensiómetros, pulsioxímetro, monitores, ropa de cama, toallas, pijamas para pacientes y un largo etcétera de material”.

 


more recommended stories