Yolanda Díaz apuesta por una jornada laboral que priorice el tiempo personal del trabajador

La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha insistido este martes en que es «urgente» reflexionar sobre la actual jornada laboral y ha planteado una «flexibilidad» que ponga el tiempo personal del trabajador en el centro del nuevo modelo.

«Es urgente una reflexión sobre los usos del tiempo y el derecho a la desconexión, sobre la flexibilidad de la jornada de trabajo en una doble dirección: la que permite mejorar la adaptación de las empresas a nuestro desempeño laboral y aquella que propicia el cuidado, la corresponsabilidad y la proyección del bien más preciado que tenemos, ese bien absoluto que es nuestro propio tiempo», ha expresado Díaz.

La ministra de Trabajo ha intervenido este martes en la jornada conmemorativa del 30º Aniversario del Consejo Económico y Social de España (CES), al que ha reconocido su labor en «los grandes debates socioeconómicos y laborales» del país. Díaz ha asegurado que el CES es «el espacio idóneo para acometer los retos a los que se enfrenta» la sociedad y abordar la recuperación pospandémica con una perspectiva distinta a la de otras crisis.

«Hemos aprendido de otras contracciones financieras que impusieron la desigualdad y la precariedad como única y fatídica vía de la recuperación económica. Pero no queremos hablar ya ese idioma, el de la devaluación de costes, trabajo en precario, personas trabajadoras empobrecidas por un colapso inevitable», ha manifestado durante su discurso.

Díaz ha defendido que la recuperación pasa por la «capacidad de diálogo» entre los poderes públicos y los agentes sociales, y por poner en el centro a los protagonistas de la crisis: los jóvenes y las mujeres. Para la ministra, la juventud española debe estar «en el centro de todas las respuestas» de las políticas que se adopten en el futuro, ya que sin este grupo «no existe proyecto de país ni futuro». En cuanto a las mujeres, Díaz ha recalcado que España no podrá afrontar los retos actuales si no adopta «la igualdad de género como política rectora»

«Son momentos que exigen perspectivas transversales y nuevos lenguajes en los que la igualdad, los cuidados, la salud integral y la ecología no son costes o inevitables obligaciones sino la forma definitiva de vivir y trabajar», ha dicho Díaz.

La vicepresidenta segunda ha pronunciado su discurso ante el rey Felipe VI, las autoridades del CES y los agentes sociales, tanto patronal como sindicatos.
Con estos últimos, el Ministerio de Trabajo tiene pendiente distintas mesas de diálogo que se sucederán a lo largo de este otoño, por lo que Díaz ha repetido en esta ocasión que «el diálogo es un proceso, un camino» para encontrar el consenso y los pactos. Díaz se ha referido a la negociación colectiva, que debe llevarse adelante con «una mirada ecológica» y «teñida de verde». Además de la sostenibilidad, el mercado de trabajo debe asumir «con naturalidad» su relación con la tecnología. «El tiempo de los algoritmos, robots e inteligencia artificial reclama nuevas e imaginativas soluciones», ha añadido.