El vídeo de la brutal carga de la policía contra personas mayores; el Alcalde de Cádiz pide la dimisión del subdelegado del Gobierno

El alcalde de Cádiz, José María González, ha afirmado sentirse «impresionado de la brutalidad y la desproporción de los Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con los antidisturbios»  que han protagonizado imágenes como estas:

La alcaldía de Cádiz  se ha declarado  consternada por la violencia empleada para reprimir una huelga pacífica»no necesitamos tanques ni antidisturbios, necesitamos planes de reindustrialización» y apoyó las reivindicaciones asegurando que «tuvimos que prender fuego para que se nos notara en Madrid», ha defendido desde el inicio del conflicto que los manifestantes «no son delincuentes, somos trabajadores».Por ello, ha exigido la dimisión del subdelegado del Gobierno en la provincia, José Pacheco

En un comunicado de prensa, confirmó la petición de su dimisión, asegurando que la masiva protesta, en la que participó, estaba formada por «menores, adolescentes y familias que defienden sus puestos de trabajo y condiciones dignas». En ningún caso son delincuentes, sino personas que reclaman un presente y un futuro para la Bahía de Cádiz»


Por eso critica que la policía haya realizado cargas contra los manifestantes, y además en barrios como Loreto, Segunda Aguada o Cerro del Moro, en las inmediaciones de centros educativos y sanitarios y sin ninguna concentración de metalúrgicos.

No es lógico que en los barrios obreros de esta ciudad, los antidisturbios entren en las calles y empiecen a golpear a la gente», insistió. También lamentó que aparecieran pelotas de goma en el patio de un jardín de infancia y que algunos adolescentes fueran golpeados con las pelotas.


«No entiendo la desproporcionada actuación policial en una manifestación pacífica como ésta, y así se lo he comunicado al subdelegado del Gobierno, que no debería haber permitido que algo así sucediera». Por ello, el alcalde le culpó del incidente.

La respuesta de la Policía Nacional fue cuestionada por grupos como Unidos Podemos, que exigió explicaciones al Ministerio del Interior por el despliegue de tanquetas de las Unidades de Intervención Policial (UIP) ante las protestas de los trabajadores del sector del metal.

El Ministerio del Interior ha defendido, por su parte, que los mandos policiales han utilizado carros de combate por «criterios operativos» en las protestas de Cádiz en el sector del metal, así como otros elementos disuasorios como escopetas para disparar balas de fogueo al aire, «según el criterio de proporcionalidad aplicado en cada momento».


more recommended stories