Urdangarin sigue libre y pide su absolución al Supremo alegando que la sentencia de su condena es “ilógica” y “absurda”

Iñaki Urdangarin, el marido de la infanta Cristina, condenado el pasado febrero por el ‘caso Nóos’ a 6 años y 3  meses de prisión -en la que no ha llegado a entrar-, ha pedido al Tribunal Supremo su absolución en el caso, alegando que actuó únicamente como «un mediador sin conocimientos de Derecho de Administrativo» para conseguir, con sus «contactos deportivos e institucionales», que Baleares celebrase unos foros sobre Turismo y Deporte o patrocinara «al mejor equipo del mundo de ciclismo».

>
Sentencia basada en «fundamentaciones absurdas», según Urdangarin

Por todo ello, el marido de la infanta Cristina entiende que la sentencia por la que ha sido condenado está basada en «fundamentaciones ilógicas, absurdas y que carecen de la solidez y razonabilidad legalmente necesarias» y apunta a que esa versión judicial «resulta más improbable que probable».